MALA ATENCIÓN EN MIGRACIONES DESAGUADERO

Pese a que ya no se llenan formularios para tramitar un salvoconducto, en la oficina de migraciones del distrito fronterizo de Desaguadero persisten algunas dificultades que incomodan a los usuarios.

Por ejemplo, mientras en la oficina de migraciones del lado boliviano atienden cinco trabajadores, en la oficina peruana atienden solo tres. Mientras en la oficina boliviana se forman dos colas, una para quienes ingresan a ese país y gestionan su salvoconducto, en la oficina peruana no permiten que hayan dos colas, solo una, y entonces los ciudadanos que regresan al país tienen que sumarse a la larga cola de personas que buscan salir del país, rumbo el estado plurinacional de Bolivia.

¿Qué difícil es seguir el modelo de atención de la oficina de migraciones de Bolivia?, solo es cuestión de tino y decisión.

Start typing and press Enter to search